6

Glaciar Briksdal en Noruega, visita de la laguna en coches trol

Con una variada gama de tonos azules, el pequeño Glacial Briksdal de Noruega desemboca apaciblemente en una fría laguna enmarcado entre altas paredes rocosas. Siendo uno de los más accesibles que existen en Noruega, llegar a él requiere subir una empinada cuesta que deja sin aliento a los más experimentados turistas. Pero el esfuerzo merece la pena y como recompensa...la majestuosa visión de Briksdal rodeado de cascadas.

Glaciar Briksdal Noruega

Ubicado en el Parque Nacional de Josteldalsbreen, es curiosamente el único glaciar de Europa que en época de retroceso, creció.

Para llegar a él se tienen dos opciones: la cómoda y cara o la difícil y barata. Desde la puerta de entrada hasta la laguna glaciar, dos kilómetros y medio de empinada ruta te separan de la dulce recompensa. A esta alternativa existe otra mucho más divertida aunque económicamente más cara que ir a piernas. Son los llamados coche-trol que recorren dos kilómetros dejándote a escasos 500 metros de la meta en una zona casi plana.

Glaciar Briksdal Noruega

Tan divertido nos parecieron los carritos que decidimos optar por ellos. Nos montamos en uno junto con un dicharachero grupo de señores y cubriéndonos las piernas con una cálida manta (no fuéramos a enfriarnos por la ausencia de actividad física) ascendimos las empinadas cuestas y cruzamos los puentes.

Durante la ruta nos dimos cuenta que era viable realizarlo andando pero nos hubiera costado invertir mucho tiempo. Recorrimos la ultima parte del trayecto y al ser los primeros del grupo en llegar, tuvimos unos instantes a solas con él, Briksdal nos tenía reservada una sorpresa.

Uno de esos momentos en los que el tiempo parece detenerse ante la grandiosidad de la madre naturaleza fue provocado cuando el Glaciar Briksdal rugió ante la pérdida de una parte de su lengua durante el deshielo del verano de 2008. Siendo el primer glaciar que conocíamos, para nosotros fue un momento de emoción, nos miramos y solamente sonreímos.

Glaciar Briksdal Noruega

Glaciar Briksdal Noruega

Glaciar Briksdal Noruega

Tras el disfrute de rigor regresamos a nuestro coche-trol rumbo a la tienda de recuerdos.

En ella, entre figuras de troles y otros suvenires, compre un discreto gorro de lana con la bandera de Noruega y dos largas trenzas que a día de hoy sigue en uso.

Para conocer un poco más de él y su visita os dejo la Pagina del Parque y la de los Coches-Trol donde encontrareis información actualizada de horarios y precios.

¿Porque son los glaciares de color azul?


Pregunta que nos repetíamos durante el encuentro con el Glaciar Briksdal. La respuesta es científica pero no deja de quitarle un ápice de belleza. El hielo más compacto se comporta de forma diferente al recibir luz, siendo solamente el azul de la radiación solar la que tiene energía para penetrar en la masa de hielo. O lo que es lo mismo, a más pureza y compactación, más intenso será el azul. Fuente: Wikipedia

Glaciar Briksdal Noruega

Glaciar Briksdal Noruega

Si bien el acceso al Glaciar Briksdal no es complicado, existen otros glaciares en el mundo mucho más fáciles como nuestro amigo Svinafellsjokull de Islandia que se ubica casi al borde de la carretera. Pero claro está, fue el primero y siempre recordaremos con cariño su estruendoso recibimiento.

Glaciar Briksdal Noruega

Si os apasionan tanto los glaciares como a nosotros tenemos los siguientes artículos:

En Nueva Zelanda:


Visita en Helihike al Glaciar Fox

Caminando al Glaciar Franz Joseph

En Islandia:


Glaciar Svinafellsjokull

Una Laguna glaciar de película: Jokulsarlon

La Laguna Glaciar Fjallsarlon, mi rincón preferido de Islandia.

6 comentarios :

  1. Cuando visitamos P.N. de los Glaciares en Argentina lo que más nos llamó la atención fue el color azul, la gama de azules era incontable, parecía casi irreal.
    Preciosa entrada
    Suerte en los Bitácoras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Coincidencias de la vida, cuando estaba escribiendo este artículo pensaba en el gran Perito Moreno. Recuerdo las imágenes en la TV de su colosal deshielo, si a mi el pedacito de Briksdal que se desprendió me pareció majestuoso, no me puedo imaginar como tiene que ser en el Perito Moreno. Muchas gracias y un abrazo

      Eliminar
  2. Creo haber estado por ahí !!! gracias por recordar aquellos momentos tan lindos...

    ResponderEliminar
  3. Me he quedado con ganas de ver cómo es un coche trol de esos que cogistéis!!! ayyy!!! Aunque supongo que viendo las fotazas del glaciar, pues no se echa tanto en falta! jejeje

    ResponderEliminar
  4. Mari Carmen era para vernos en el cochecito eléctrico con la mantita sobre las rodillas. La verdad es que nos alegramos de cogerlo porque llegamos los primeros y ya el último trayecto fue muy cortito. Un abrazo

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por pasaros por aquí!